Los Clientes Opinan

Graciela M. Santos Márquez
Asistente Virtual Certificada.
VA Spain

Adela es muy ejecutiva, cumplidora y eficiente. Cuando necesito ayuda profesional, me gusta recurrir a ella porque siempre me ha demostrado una gran versatilidad, sobre todo en tareas de investigación y en la realización de presentaciones Power Point de alto impacto visual.
¡Así da gusto trabajar!


Manuel Pérez Nespereira
Doctor en Historia Universitat de Barcelona, España

Una manera nueva y eficaz de gestionar el trabajo cotidiano dejándonos tiempo para los contactos, la innovación y la creatividad.
Con el añadido que siempre estará disponible para ayudar más allá del trabajo estrictamente requerido.


Lorena Stefanetti
Partner – Chief Solutions Officer
Conceptia Internet Marketing

Es muy satisfactorio trabajar con Adela. Es una persona confiable, educada, trabajadora y con el enfoque adecuado para hacer su trabajo con buenos resultados. Tiene las habilidades y el conocimiento necesarios para trabajar en un entorno exigente con profesionalismo y calidad.
Es una persona abierta a los desafíos, siempre dispuesta a conocer nuevas herramientas y técnicas que puedan hacer que el resultado de su trabajo sea superior. Es proactiva y atenta a hacer comentarios que puedan mejorar el desempeño de las personas involucradas. Es metódica en su accionar y tiene muy buenas habilidades comunicacionales.
Adela se convierte en una aliada por su know how, compromiso y entrega, algo imprescindible para quienes tenemos un proyecto en crecimiento.
Creo importante destacar que si bien su trabajo se realiza en forma virtual (remota) esto no es un impedimento en la comunicación con ella ni en el alcance de los resultados propuestos.


Carlos Ceretti
Gerente de RRII y Ventas
Servin Seguridad

Estimada Sra. Adela Raele,
Es muy grato para mí expresarle mi reconocimiento por los excelentes resultados obtenidos a las tareas encomendadas. Fue desde el principio un desafío importante el deber enfrentar los paradigmas laborales y aceptar la modalidad de la asistencia virtual en donde los parámetros culturales y sociales dan pocas respuestas. Solo quedaba en que había que confiar y nada más, ni nada menos.
No fue fácil y debimos aprender a negociar y hacer crecer la confianza mutua y resulto toda una exitosa gestión de seis meses que supimos construir y que yo por lo menos, hoy con una mirada retrospectiva veo como simple, normal y me pregunto entonces por qué tanto temor, si solo había que confiar.
Agradezco la oportunidad de haber conocido sus aptitudes profesionales, de haber participado de la experiencia de hacer un camino nuevo para cumplir nuestros objetivos y por demostrarnos que existe un código de ética.
Para finalizar, deseo expresar mi más profundo respeto profesional por las Asistentes Virtuales, ámbito que desconocía y que hoy recomiendo confiar en su silenciosa sabiduría de asistir los desafíos del nuevo Management.